El uso de líneas de vida

El valor de la seguridad es inmensurable y durante la realización de trabajos en construcción los empleados se ven gravemente expuestos, es por ello que para hacer del ambiente laboral un lugar seguro deben tomarse las medidas pertinentes.

Dentro de los elementos que pueden utilizarse para salvaguardar a los trabajadores se encuentran las líneas de vida, estas son un sistema de protección de caída con la que se puede asegurar a una o dos personas dependiendo del tipo de línea de vida que se utilice.

Las líneas de vida son un componente de seguridad considerado como EPI, Equipo de Protección Individual, y que es indispensable sobre alturas de 2 metros en adelante.

Para asegurar el personal de una obra deben colocarse en primera instancia medidas colectivas de protección para minimizar los riesgos.

Sin embargo sí el sistema de protección colectiva no es suficiente para minimizar al máximo el riesgo, el uso de equipos de protección individual se vuelve indispensable.

Por ejemplo, para prevenir una caída de altura durante una obra de más de 2 metros deben emplearse los siguientes elementos de seguridad:

  • Líneas de vida
  • Puntos de anclaje
  • Barandillas de seguridad

De esta manera se observa lo antes expuesto, que es que para mantener la seguridad de los trabajadores deben utilizarse equipos de protección individual al mismo tiempo que de protección colectiva.

Instalación de líneas de vida

La persona encargada de instalar una línea de vida debe ser alguien con experiencia y de confianza como una marca o fabricante que cuente con un equipo de trabajo para llevar a cabo la instalación de dispositivos anticaídas.

Una vez instalada se debe ensayar con la línea para asegurarse de que cumpla con su función y soporte la fuerza de tracción necesaria así como la resistencia de los puntos de anclaje. Para la comprobación se utiliza un sistema para ensayos de tracción o verificador de anclaje a tracción.

Existen casos donde la instalación de una línea de vida no es necesaria, al menos no una línea de vida fija, también se conoce de la existencia de líneas de vida temporales.

Las líneas de vida temporales o móviles son ideales cuando el trabajo a realizar en ese lugar es muy ocasional, por lo que no es necesario implementar una línea de vida fija. Estas son de fácil instalación y remoción.

En lo que sí concuerdan ambos tipos en que las líneas de vida tanto temporales como fijas permiten la movilidad del individuo sin ningún problema y se presentan en la modalidad vertical y horizontal, para que se instale la más conveniente según las circunstancias del trabajo.

Autor entrada: Admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *